Procurador en córdoba
Consulta On-line
CONTACTE CON NOSOTROS

EL PAGARÉ (EJEMPLO PRÁCTICO)

Redacte un pagaré con los siguientes datos: fue emitido, el 7 de enero de 2017, por “Marnie, SA” (cuya administradora única es Tippi Birds) a favor de “The 39 Steps, SL” (cuya administradora única es Rebecca de Winter) por un importe de 9.000 euros y con vencimiento el 27 de febrero de 2017. Imagine ahora que en el reverso de dicho pagaré se ha incluido una de las siguientes cláusulas. Analice la validez de cada una de ellas y explique su función y su significado. Suponga que las firmas que aparecen en la cláusula son autógrafas:

1)Páguese a Shadow of a doubt SL, valor en garantía. Zaragoza, 08/01/2017.
La cláusula sería válida conforme a derecho en la medida en que consideramos que se trata de una un endoso en el que el pagaré se entiende en garantía pignoraticia del cumplimiento de una obligación preexistente.
2)Páguese a Fran Vértigo. Sin mi responsabilidad.
En este caso nos encontramos ante una cláusula que constituye una excepción al criterio general por el cual el endosante responde frente a los tenedores posteriores por la falta de pago. Se trata sin embargo de una clausula válida. En virtud de esta cláusula, The 39 Steps SL se exonera de responsabilidad frente a Fran Vértigo y sus sucesores tenedores, en caso de que tengan lugar (art.18.II LCCh).
3)Páguese 4.000 euros a Psycho, SA y 5.000 euros a Norman Bates.
No es posible la adición de esta cláusula en la medida en que la letra del art.15 LCCh lo prohíbe expresamente: “El endoso deberá ser total, puro y simple. Toda condición a la que aparezca subordinado se considerará no escrita. El endoso parcial será nulo.”
4)Páguese a “Banco Recuerda, SA”. Valor en cobro.
En virtud de esta cláusula Banco Recuerda SA no podrá disponer del pagaré con la excepción del endoso para comisión de cobranza. Estamos por tanto ante un endoso para cobranza. Es válido.
5)Páguese a Fran Vértigo. No endosable de nuevo.
Clausula válida que materializa la letra del art.18.II LCCh “El endosante puede prohibir un nuevo endoso. En este caso, no responderá frente a las personas a quienes ulteriormente se endosare la letra.” En virtud de la misma The 39 Steps solo responderá frente a Fran Vértigo.
6)Páguese a Marnie, SA.
Cláusula que se refiere a un endoso de retorno. Por ello en el caso de que llegado el vencimiento y el último endosatario coincidiera con Marnie, SA, se extinguiría la deuda por confusión (en el momento actual coinciden).Clausula válida.
7)Páguese al portador.
Sería válida por tratarse de un endoso al portador de los arts. 1.6ª y 2 LCCh y arts. 94.5 y 95 LCCh.

EL PAGARÉ
EJERCICIO 3.- El día 21 de febrero, D. Sarumán Blanco se presentó con el pagaré que figura a continuación en las oficinas que el Banco de Mordor tiene el Zaragoza solicitando su cobro. Suponga que las firmas son auténticas.
Eloísa Galdor es una empleada del Banco de Mordor y cree que no debe pagar el pagaré al Sr. Blanco, porque su nombre no figura en el documento. Eloísa pregunta al Sr. Blanco cómo ha llegado ese pagaré a su poder y si mantiene alguna relación comercial con el Sr. Frodo Bolsón. El Sr. Blanco le explica que se lo entregó Antonio Legolas para pagarle los servicios de asesoría contable que le había prestado y que nunca ha trabajado para el Sr. Bolsón, ni le conoce. Dña. Eloísa Galdor le llama a usted, que trabaja en el departamento de asesoría jurídica del Banco de Mordor, para que le explique si el pagaré es válido y si puede cobrarlo lícitamente el Sr. Blanco, sin perjuicio para su cliente, la sociedad El anillo, SA o para el propio Banco de Mordor.
Partimos del texto del art.16.II LCCh:
“Será endoso en blanco el que no designe al endosatario o consista simplemente en la firma del endosante. En este último caso, para que el endoso sea válido deberá estar escrito al dorso de la letra de cambio.”

Vista la letra del artículo, podemos considerar que no encontramos ante un endoso en blanco, pues como resulta evidente, el endoso no especifica la identidad del endosatario.
Dada la previsión expresa, resulta obvio que se trata de un endoso válido en la medida en el que figura la firma del endosante, que difiere, sin embargo, de la figura del endoso al portador. A pesar de la afirmación anterior, debemos de atender a la idea de que el Señor Blanco “siempre estará legitimado cuando justifique su derecho por una serie no interrumpida de endosos, aun cuando el último endoso esté en blanco” (art.19.I LCCh). Por tanto su ejercicio, solo queda condicionado a la prueba de que su legitimación deriva de esta serie de endosos, cuyo inicio tiene lugar con el Señor Frodo Bolsón.

INFORMACIÓN Y PRESUPUESTO ON-LINE